Abr 26, 2017 in Artículos en ESPAÑOL, Imagen corporativa y diseño de logotipos

Soy una diseñadora gráfica de Barcelona, con más de 25 años de experiencia.

Soy freelance, de manera constante, desde hace ya 8 años.

Aunque diseño logotipos desde mis inicios en la profesión, es en estos últimos años he adquirido un alto grado de especialización en esta importante tarea.

He diseñado más de 120 logotipos para todo tipo de sectores. PYMES, negocios, profesionales liberales o freelance, empresas start-up, autónomos… incluso diseño de logos para marca personal.


Ha sido en este último periodo en el cuál he apostado por realizar la primera fase del proceso de diseño de logos totalmente en blanco y negro (y/o en escala de grises).

Después de muchos años diseñando logotipos, he visto la ventaja que supone acotar y delimitar la ideas y concepto a representar en el logo, desde un inicio del proyecto.

Me está dando resultados muy positivos el diseñar los logotipos en blanco y negro, sin que el color y sus connotaciones o percepciones, distraiga a mis clientes. El blanco y negro permite centrar la atención en los aspectos esenciales y básicos de cualquier buen diseño de logotipo, como son: pesos ópticos, proporciones de los elementos que forman el conjunto, lecturabilidad y legibilidad, rápido impacto y recepción de la información, entre otros.

Plantear así mis proyectos de diseño de logos me ha ayudado enormemente a optimizar las horas de nuestro trabajo, tanto de mi cliente como las mías.

Diseñador de logotipos trabaja en blanco y negro

Recientemente he visto que también David Airey está de acuerdo en esta forma de diseñar logos. Para los que no lo conocéis, David es uno de los mejores diseñadores europeos de logotipos, símbolos y identidades corporativas de nuestros tiempos, según mi visión como diseñadora gráfica ¡claro!.
En su página “Symbols and monograms” remarca, basándose en una extracción de
Extracción de On the Laws of Japanese Painting, Henry Pike Bowie (1911), que la idea del estilo japonés de pintura en negro sobre blanco (SUMI-E) como único color tiene un sentido claro:

“A menudo, los colores pueden confundir, en cambio el sumi nunca lo hará”.

Te puedo asegurar que es cierto. Efectivamente, el color jamás salvará del fracaso a un diseño de logo que, en sí mismo, ya es pobre en resolución y carente de buen planteamiento inicial.

El público observa algo en cuestión de 2 o 3 minutos, así pues es en ese lapso de tiempo cuando un logotipo debe grabarse en la mente. De esta forma, la claridad se convierte en la base de cualquier buen diseño de logo.

También, como ya sabemos, los nombres cortos y diferentes son más fáciles de recordar.

Por supuesto, un símbolo o icono todavía lo personaliza más, actuando como decoración y exclusividad, al mismo tiempo de ofrecer poli-valencia en adaptaciones a avatares para redes sociales y favicon web.


Notas importantes

Si quieres profundizar en el libro y la experiencia personal del autor Henry Pike Bowie, no dejes de visitar este enlace: https://archive.org/details/onlawsofjapanese00bowiuoft

Ofrece muchos datos sobre la pintura y el arte japonés, el uso del “TOSHI” (papel chino).

Todo este mundillo me encanta, ya que estuve diseñando folletos y catálogos en japonés (caracteres kanji, katacana y hiragana) durante mi periplo de 5 años en Atlanta como diseñadora gráfica.

Debo aceptar que aprender japonés es una de mis asignaturas pendientes.

Creo que este será tema para un próximo artículo.

Muchas gracias por tu interés.

Comparte si te gusta, gracias | Comparteix si t'agrada, gràcies — ;-)